Infecciones del tracto urinario en gatos: que son y como tratarlas

Los gatos pueden sufrir infecciones del tracto urinario, pero ¿cómo se desarrollan y hay alguna forma de evitarlas? Esto es lo que debe hacer para tratarlos y prevenirlos.

Infecciones del tracto urinario
Infecciones del tracto urinario en gatos: como reconocerlas y todos los medios para prevenirlas

Desafortunadamente, el gato a menudo puede ser víctima de infecciones que afectan el tracto urinario: se indican con una sola abreviatura, FLUTD, o enfermedades del tracto urinario inferior del gato. Veremos los síntomas y cómo se manifiestan, cuáles son las posibles causas desencadenantes y cuáles son los remedios que se pueden adoptar cuando un gato se ve afectado por estas patologías.

El tracto urinario del gato: que son

La parte del cuerpo del gato que tiene la función de eliminar el agua y todos los productos de desecho es la del tracto urinario. El motor de esta sección del organismo son los dos riñones, que tienen la función de filtrar y depurar la sangre. El agua que se expulsa pasa a través de los riñones, también llamados uréteres, y llega a la vejiga, que recoge la orina. Cuando se expulsa el líquido, la vejiga se contrae y se vacía, y el agua de la uretra sale del cuerpo.

El tracto urinario es propenso a tres infecciones principales, que casi todos tienen los mismos síntomas. Lamentablemente son muy comunes en felinos y ciertamente molestos: este alto porcentaje de posibilidad de desarrollar estas infecciones se debe a que los felinos, a diferencia de los perros, beben poca agua y por tanto su orina está más concentrada.

Las tres patologías mencionadas que afectan al tracto urinario son: urolitiasis o cálculos urinarios, nefritis o inflación de los riñones y cistitis o inflamación de la vejiga. Dado que los síntomas son casi los mismos, será el veterinario quien sepa de qué infección se trata a través de un diagnóstico preciso, que mencionaremos más adelante.

Infecciones del tracto urinario en gatos: causas más comunes

Las bacterias pueden atacar fácilmente el tracto urinario y derrotarlas una vez que no evitan absolutamente un posible próximo ataque. Con el tiempo, se pueden desarrollar cristales en la vejiga, es decir, arena y piedras que la irritan y comprometen la funcionalidad normal. Es una enfermedad dolorosa para todos los gatos y, a veces, letal para los hombres de la especie: la razón es que, dado que su uretra es más estrecha, los cristales pueden obstruirla por completo con facilidad. Pero aquí están las principales razones de la aparición de estas infecciones en gatos.

Estrés en gatos

Un gato nervioso y estresado puede tener problemas con las vías urinarias y en particular desarrollar cálculos: si excluimos el factor de nutrición e hidratación, la causa que queda es precisamente la nerviosa. Cualquier cambio, incluso una mudanza con el gato o un viaje o incluso la llegada de un recién nacido a la familia, puede irritar y estresar a nuestro amigo de cuatro patas: no le gustan los cambios y tiene efectos negativos en su sistema inmunológico. ¿Cómo solucionar la situación si la causa es el estrés? Simplemente prestando atención a su comportamiento: evitemos estresarlo con demasiadas caricias, y pongámoslo en un estado de total tranquilidad. Por ejemplo, colocamos la caja de arena donde quiere (a menudo prefiere las abiertas), para que se sienta segura y sin presión.

Edad del gato

Un gato mayor tiene una mayor probabilidad de desarrollar infecciones del tracto urinario: esto se debe a que el funcionamiento normal del hígado y la vejiga cambia con la edad. Gatos que han pasado el 7 años de edad corren un mayor riesgo que un gato más joven. Este último generalmente produce una orina más concentrada, que actúa como desinfectante natural contra las bacterias.

Si nos damos cuenta rastros de sangre en la orina de un gato joven es probable que el problema se deba a piedras, que irritan las paredes de la vejiga. Los gatos mayores, por otro lado, producen orina menos concentrada, un signo de función renal deficiente. Esto, por tanto, favorece proliferación bacteriana del tracto urinario. Lo importante es solucionar el problema antes de que las bacterias lleguen a los riñones.

Hidratación del gato

Es importante que el felino beba mucho para que el agua diluya la orina y haga menos agresivos los desechos y químicos producidos por las bacterias. Diluyendo la orina y beber mucho evita la irritación de las paredes de la vejiga y reduce el riesgo de inflamación y sequedad. Beber de diferentes cuencos, con lados bajos, lo estimulará a beber, o le permitirá tener una pequeña fuente disponible si prefiere agua corriente. Si no le gusta el agua del grifo, tendrá que comprar agua mineral embotellada.

Alimentando al gato

Su dieta también debe ser equilibrada y equilibrada: de hecho, puede utilizarse como un medio adicional de suministro de líquidos al felino. Es mejor cambiar de comida seca a húmeda. También es bueno insertar tabletas de grosella o ácido ascórbico (vitamina C) para hacer la orina más ácida. Los comprimidos deben administrarse en comprimidos de 250 mg dos veces al día, mientras que la vitamina C en comprimidos de 250 mg 1 vez al día: pero antes de continuar siempre pedimos consejo a nuestro veterinario.

Infecciones del tracto urinario en gatos: que son

Las infecciones que afectan al tracto urinario del gato son muy dolorosas y molestas y, si no se detectan a tiempo, pueden tener graves consecuencias. Aquí están las principales infecciones y cómo reconocerlas en función de sus síntomas.

La nefritis

Es un’inflamación de los riñones y puede ser causado por una infección bacteriana del torrente sanguíneo. Puede propagarse desde las encías después de un traumatismo o lesión provocada por el contacto directo con otros gatos. La infección puede incluso regresar de la vejiga a los riñones.

Los síntomas de la nefritis

Los signos a tener en cuenta son: cuando el gato bebe demasiado, está exhausto y tiene fiebre, pierde peso y, en consecuencia, parece lento e inapetente.

Cistitis

Sobre el tema de la inflamación de la vejiga se llama cistitis y es la patología más grave entre los FLUTD. Las bacterias a menudo no causan cistitis, pero son los cristales en la orina y los cálculos en la vejiga los que causan esta infección. El estrés también es un factor importante en la aparición de la cistitis. Y cuando no es posible establecer una causa hablamos de cistitis idiopática.

Los síntomas de la cistitis.

Son: dificultad y dolor al orinar. El gato mueve el hocico y maúlla como si llorara, se niega a usar su caja de arena y se asusta con la sola idea de usarla. Puede convertirse en un problema recurrente, por lo que es bueno hablar con su veterinario de inmediato. O por el contrario, el gato puede orinar mucho y, a menudo, puede haber rastros de sangre en la orina y el gato puede no usar la caja de arena. Si el gato se esfuerza pero solo salen unas gotas de orina, podría sufrir un bloqueo de las vías urinarias, muy peligroso y que debe ser revisado de inmediato.

Piedras en el tracto urinario

En estruvita, las piedras se forman en condiciones alcalinas, pero hay otras que proliferan en condiciones ácidas, como el oxalato. En particular, los birmanos tienen un mayor riesgo de desarrollar este tipo de cálculos. Cuando hay sustancias nocivas en la orina, la vejiga se defiende protegiendo sus paredes con una especie de moco que actúa como una película protectora. En presencia de una infección, esta capa de glicosaminoglicanos se vuelve más delgada y, en consecuencia, las paredes están más expuestas a riesgos. Cuando un gato sufre una infección del tracto urinario, la capa se vuelve más fina, exponiendo así las paredes de la vejiga a una posible irritación.

Para enriquecer esta capa y mantenerla a menudo hay en el mercado medicamentos de venta libre que contienen glucosamina y triptófano en cápsulas. También se utilizan para tratar la artritis en perros, pero tienen entre los efectos la inflamación de la vejiga.

Diagnóstico de infecciones del tracto urinario.

En una primera fase el veterinario procederá al análisis de orina para descartar la presencia de cristales, sangre o bacterias. Se realizarán con detalles tiras que analizan el pH del líquido: si el pH es demasiado básico existe riesgo de arena y piedras. Una prueba bacteriológica ayudará al veterinario a comprender qué tipo de bacteria es y cuáles son los antibióticos más adecuados para tratarla.

Si el análisis no arroja resultados satisfactorios, será necesario proceder con análisis de sangre, que ayuden a verificar la funcionalidad de los riñones, o un Eco y radio de la vejiga: este último confirmará la presencia de cálculos.

Tratamiento de infecciones del tracto urinario

Infecciones del tracto urinario
Infecciones del tracto urinario en gatos: cómo tratarlas y cuáles son los métodos recomendados

El objetivo del tratamiento, tras los análisis, será eliminar las bacterias. Para hacerlos desaparecer por completo será necesario modificar la dieta para modificar el pH y la composición química de la orina. Es posible que se requiera cirugía para extraer los cristales de la uretra. En los casos más importantes es el caso de adoptar un remedio antibiótico, por supuesto con prescripción médica.

Atención: es importante completa el ciclo por completo antibiótico. si la infección solo se cura parcialmente, existe el riesgo de eliminar los síntomas pero no las bacterias que, aún presentes, pueden provocar una infección a largo plazo y poner en riesgo la salud del gato.

Los antibióticos elegidos son penicilinas, como amoxicilina, ácido clavulínico, cefalosporina o sulfonamida. Para regular la micción del gato, a menudo se recomiendan medicamentos espasmolíticos. Ya se pueden lograr excelentes resultados reemplazando los alimentos secos por alimentos húmedos, que ayudan a hidratar al gato. No olvidemos que al gato le gusta beber poco del cuenco, por lo que podrá absorber líquidos sustancialmente de la comida que ingiera.

Cómo prevenir las infecciones del tracto urinario en gatos

Para estimular al gato a orinar es necesario asegurarse de que el lugar donde se coloca la caja de arena sea de su agrado. Debe ser facil accesible, bien limpio y ordenado de lo contrario, el gato puede negarse a usarlo, especialmente si hay otros gatos en la casa que lo usan. De hecho, es recomendable tener siempre una arena y un cuenco extra en casa en comparación con la cantidad de animales que viven juntos. Poner a disposición del animalagua dulce y use comida húmeda.

Ojo que nuestro gato no lleve una vida demasiado sedentaria: pasemos más tiempo con él y estimulemos que haga actividad física. De esta forma también se evita el riesgo de obesidad: nuestros gatos, a diferencia de sus antepasados, han desarrollado una gran pereza y un estilo de vida sedentario que les llevó a comer más, con menos esfuerzo en conseguir comida y haciendo poco movimiento.

LEA TAMBIÉN: Las infecciones que pueden provocar el rasguño de un gato

Insuficiencia renal en gatos: causas, síntomas, tratamiento y prevención

FC

Amoreaquattrozampe ha sido seleccionado por el nuevo servicio de Google News, si quieres estar siempre actualizado por nuestras novedades SÍGUENOS AQUÍ


Que hago si mi perro comió un hueso de pollo
Como saber si la tortuga está muerta o hibernando
El gato tiene la cara hinchada las posibles causas y como tratarla
Color de ojos de perro definitivo todas las variedades desde el nacimiento hasta la edad adulta
Puede el perro comer polenta aquí tienes todo lo que necesitas saber
Testículos negros en perros como sucede y cuando preocuparse
El perro come moscas por que lo hace y cuando preocuparse
Cola rota de perro como reconocer y tratar fracturas y lesiones
Pisar caca de perro trae buena suerte porque lo decimos
Gato atigrado gris todo lo que necesitas saber antes de adoptarlo
Diente roto en gatos causas y remedios de la fractura dental felina
Pueden los perros comer papas fritas
Por qué el gato se esconde debajo de las sabanas las diversas razones
Hocico hinchado en el perro causas y cuidados
El perro se comió las hormigas eso es lo que pasa
Comer cucarachas es peligroso para el gato todo lo que necesitas saber
Pueden los gatos comer papaya estos son los beneficios de la fruta para nuestro gato
El perro comió uvas que hacer y cómo evitar el envenenamiento
El perro castañetea los dientes por que lo hace y que se debe hacer causas y consejos útiles
El gato se muerde las unas porque lo hace y como detenerlo
Que hago si mi perro comió un hueso de pollo
Pastor belga Malinois razas de perros grandes
El perro omnívoro o carnívoro
Pene de gato características anatomía y enfermedades
Razas de perro que no sueltan pelo
Obstrucción perro hueso de pollo
¿Es malo que los perros coman huesos de pollo?
Pointer razas de perros medianos
Yorkshire terrier razas de perros miniatura
Cuantos ojos tienen las arañas
American bulldog razas de perros grandes
Testículos inflamados en el perro causas y tratamiento
Bichón frise razas de perros miniatura
Sangre del ano del perro principales causas
Parvovirosis en el perro remedios caseros
Horario ideal de comidas
Metronidazol a perro dosis uso y efectos secundarios
Pueden los perros comer maíz que saber sobre esta comida
Pueden los perros comer lechuga
Hígado de pollo para perros recetas para perros anémicos
Tipos de escarabajos imágenes y nombres